sábado, 15 de mayo de 2010

Reconocer las Capacidades Laborales Idividuales

Hoy en día mucha gente cree que cada persona obtiene lo que se merece a nivel laboral, pero la verdad es otra, hay personas muy capacitadas que por su edad, o por falta de oportunidades les ha tocado colocarse en trabajos distintos a los que tenía en mente al momento de estudiar en una universidad. Es injusto que en Colombia o en cualquier parte del mundo se exijan edades por debajo de los 30 años para acceder a un empleo calificado, es injusto porque nunca miran que muchas personas por su condición social apenas pudieron terminar sus estudios pasados los 30, con la esperanza de encontrar un lugar en donde se le permita demostrar que no se necesita tener menos años para destacarse laboralmente. Otras muchas personas ocupan puestos de trabajo a pesar de no estar bien capacitados y aún así no valoran lo que tienen así no merezcan estar allí.



La realidad laboral de los trabajadores colombianos es muy difícil cuando no se definen labores específicas de acuerdo a su perfil profesional, llegando a estancar procesos por no escoger o no clasificar a las personas según sus capacidades. A nivel de recursos humanos muchos empleadores no prestan la atención suficiente ignorando lo importante que es estar al tanto de las personas que producen para él. Es muy importante incentivar al personal con actividades de capacitación, incentivos económicos, concursos por desempeño, actividades de integración que favorezcan un mejor clima laboral. Hoy es muy común ver como muchas personas llegan a trabajar con pereza a sus lugares de trabajo aunque se desempeñen en sus respectivas profesiones, pereza fundamentada en la falta de motivación por parte de sus jefes o de recursos humanos, en este departamento recae la responsabilidad de mantener motivados a los trabajadores e interceder ante los directores para favorecerle a estos. El día en que cada uno de nosotros obtenga lo que realmente se merece, por lo que se ha esforzado o estudiado este país será mucho mejor, habría menor desigualdad social y ya Colombia no estaría punteando con Haití el deshonroso lugar de ser el país con más diferencia entre ricos y pobres en Latinoamérica, abramos los ojos que aún no vivimos en el paraíso, Colombia necesita justicia y equilibrio social.



1 comentario:

InfiniteRebel dijo...

Hola:
Suelo venir a leerte. La realidad social de tu país me queda lejos por territorio y desinformación. Me gusto tu otro post, describiendo a tus presidentes.
Con respecto a éste, las injusticias sociales y laborales, han existido y existirán en todas partes del mundo.
Alicia.